Durante una Copa Mundial de la FIFA, todas las miradas están volcadas hacia el campo. Y nada más natural que jugadores, pelota e hinchada asuman el papel de actores principales del espectáculo. Mas un evento de tal porte no involucra solamente a aquellas miles de personas presentes en el estadio. Es algo que conmueve a millones de personas, que transforma la rutina de una ciudad entera. En el caso de Brasil, 12 ciudades durante la Copa del Mundo de la FIFA Brasil 2014 y seis durante la Copa de las Confederaciones de la FIFA Brasil 2013.

Para garantizar que todo funcione bien, la actuación de los voluntarios es esencial. Ellos son los responsables por hacer que funcione todo el sistema. Un sistema de apoyo a aficionados, turistas, habitantes y visitantes. En la Copa de las Confederaciones, los voluntarios van a actuar en Belo Horizonte, Brasilia, Fortaleza, Recife, Río de Janeiro y Salvador.

La cualificación de los seleccionados por el Programa Brasil Voluntario para la Copa de las Confederaciones se realizó con fases de capacitación en línea, donde se abordaron temas como hospitalidad, y acogida, historia y cultura de las sedes, seguridad y primeros auxilios.

Dentro de cada una de esas ciudades, ellos ayudarán a atender y a orientar a los visitantes, además de otras funciones. Aquellos que sean seleccionados estarán disponibles para ayudar en puntos turísticos, áreas de flujo (como shopping centers), aeropuertos, terminales, fiestas públicas. Además, por supuesto, de ayudar en toda la parte operacional de los eventos.

» Conozca también el programa de voluntarios de la FIFA